Consumo crítico de tecnología

moto-g-announcement-copia

Mi última compra de un producto tecnológico fue un smartphone Moto G de primera generación, en el año 2014. El motivo de la compra en ese momento fue la renovación de mi equipo por no contar con las prestaciones de un smartphone, y recuerdo que uno de los principales factores que determinaron la decisión de compra fue la relación precio-prestación.

Actualmente la vida útil del dispositivo está prevista para durar entre 1 año y medio o 2. Este tiempo se replica en los modelos de teléfono con estas características y se relaciona con la política de obsolecencia programada de la empresa. El Moto G es un smartphone de gama media que, en pro de la reducción del costo, implementa prestaciones mínimas optimizando hardware y software. Al no hacer uso de la mejor tecnología disponible siempre existirá un margen para la mejora del producto a medida que los costos de la tecnología se reducen con el paso del tiempo. Esta lógica se ve claramente en la sucesiva aparición de nuevos modelos: a lo largo de 4 años han salido al mercado 4 generaciones del mismo teléfono con algunas mejoras en cada oportunidad. ¿Dichas mejoras justifican el cambio de equipo?

Google tiene la ventaja de ser el proveedor del sistema operativo, por lo que queda en sus manos el control sobre el soporte respecto de dispositivos anteriores. El propio Google sólo da soporte a sus Nexus durante 18 meses, y en algunos casos 2 años. Lo mismo ocurre con Apple y sus sucesivos dispositivos iphone lanzados al mercado año a año. Esto habla de una idea de obsolecencia programada casi generalizada que hace seguir un ritmo a todo el mercado.

El Moto G es compatible con accesorios de otras marcas, puede conectarse a otros dispositivos y soporta las aplicaciones Android. Dicha compatibilidad se debe a que funciona en el marco de los estándares de conexión y compatibilidad replicados en la mayoría de dispositivos, como el uso de puertos micro usb, salida de audio, y compatibilidad de software Android.

El moto G es uno de los teléfonos más vendidos de la historia de Motorola. Sin dudas un smartphone que se volvió popular por sus prestaciones y su bajo costo. Respecto a este hecho, luego de que Motorola fuera adquirida por Lenovo (luego de ser revendida por Google), la empresa adopta ciertos estándares en cuanto a su compromiso con el medio ambiente. Entre ellos la selección de materiales menos nocivos para su fabricación, el diseño de las baterías para evitar el escape de sustancias tóxicas así como el control sobre los químicos utilizados, su política de reciclaje, reuso y reducción del packaging, y la optimización del software y aplicaciones para prolongar la vida útil de la batería. Así mismo la empresa lleva adelante programas para fomentar entre los usuarios la correcta disposición final de los aparatos luego de su obsolecencia.

Dichas acciones, difundidas por la misma compañía, sin embargo podrían ser cuestionadas por su veracidad o el nivel de compromiso real en cuanto a su difusión e implementación. El alcance geográfico de los dispositivos vendidos puede extenderse a regiones en donde las acciones de reciclaje y reuso no puedan ser aplicadas efectivamente o no sean adoptadas por los usuarios, los factores pueden ser múltiples y diversos. Otra realidad es la generación de modelos nuevos del mismo smartphone cada año, lo que podría contradecirse con esta política de RSE.

Al día de hoy han pasado casi 2 años de mi compra, y ya son evidentes en mi experiencia los efectos de la obsolecencia programada: la desactualización del equipo con 3G en un contexto ya 4G, la relentización del equipo por el peso de las aplicaciones, la menor duración de la batería en relación al tiempo de uso, el agotamiento de la memoria interna, y el desgaste físico del equipo. Todos estos factores me ponen de frente ante una nueva decisión de compra, aún por analizar, pero cada vez más omnipresente en mi día a día.

Fuentes consultadas:
Evolución del Moto G y sus generaciones
Retorno económico del Moto G para la empresa

Ventas del Moto G en Argentina

Ecomoto

Responsabilidad ambiental Motorola

Operaciones Motorola

Dispositivos Motorola

Por qué Lenovo le compró Motorola a Google 

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s